Viernes de Dolores

Hoy, conocido como Viernes de Dolores, damos comienzo a la Semana Santa. Otros años, en el día de hoy comenzarían las procesiones, las celebraciones, los ritos,... y todas aquellas vivencias que nos indican que Jesús va a estar más presente que nunca entre nosotros.

Muchas veces la gente se pregunta ¿por qué murió Jesús?, ¿por qué Díos lo permitió? (como si nuestro Díos fuera de esos que piden sacrificios...). Jesús simplemente hizo lo que Dios le pedía, y por eso iba por ahí haciendo y buscando siempre el bien. Esta forma de vivir le produjo que mucha gente de su época no le pudiera ni ver y quisieran acabar con él a toda costa.

A eso nos invita la Semana Santa, a renovarnos, a cambiar, a intentar parecernos un poco más a Jesús... porque Jesús no se cansó, no se rindió jamás. Por eso debemos seguir adelante, aunque se nos hayan ido las ganas de todo, hayamos perdido la esperanza, tengamos miedo... Jesús siempre siguió adelante a pesar de las dificultades, lo vamos a ver y vivir durante esta semana santa.

En tiempos difíciles no te olvides de quién eres y de qué es lo que crees.

Semana Santa Fano – Odres Nuevos

Por último, os quiero compartir una carta que una alumna de 2º de bachillerato ha querido compartir con todos nosotros. Si la leemos podremos ver cómo Jesús está en estas letras.


Hoy, día 27 de marzo de 2020, me encuentro frente al momento más doloroso y desesperante de mi corta vida.

Tras tres semanas sin poder ver a una de las personas más importantes de mi vida, para intentar mantenerla sana y salva, he tenido que decir adiós a mi querida Tía Merce.

La mujer que ha ejercido de abuela durante 17 años al no poder hacerlo su hermana María. La mujer que sentía verdadera devoción por mi hermana y por mí. 

La mujer que nos ha criado y que todo su amor nos lo profesaba día a día desde el instante en que nací, la primera en llegar al hospital cuando mi madre estaba de parto, la que nos educó y nos cuidó desde siempre, la que cada noche me confesaba que solo rezaba por nosotras y que éramos su mundo, y esa mujer que para mí ella era el mío.

Fue una mujer que siempre me inspiró y me inspirará, trabajadora desde pequeña debido a la época en la que nació y que ocupó un puesto de jefa en una época machista.

Aquella mujer que en cuanto su padre falleció a causa de la guerra, ocupó su lugar y sacó a toda su familia adelante, esa mujer que apartó el casarse y formar una familia, simplemente por dedicarse a los suyos, que cuando su hermana (mi abuela) enfermó de alzheimer, dejó su trabajo para cuidarla a tiempo completo hasta el fin de sus días.

Fue, es y será siempre una luchadora.

La misma que ahora me ha roto en millones de pedacitos y se ha llevado mi alma consigo, estoy vacía sin ella, y al mismo tiempo me ha inundado de pena y de dolor.

Nunca fue una persona fácil, pero ¿quién lo es?

Desde que comenzó esta guerra, llamada pandemia, que hoy en día nos ha tocado vivir, he rezado todas las noches por la salud de las personas que me rodean e incluso de las que ni siquiera conozco.

Hoy se me han desvanecido todas las preocupaciones que habitaban desde hace quince días en mi cabeza y me he quedado vacía.

Hoy más que nunca ha aumentado mi fe, aunque podría haber sucedido lo contrario, y solo sé que tengo un ángel más de la guarda, que junto con su hermana María y su cuñado Mariano me protegen y me quieren desde donde quiera que estén.

Hoy es ese día que nadie quiere experimentar y que vemos por la tele pero, ninguno cree que le va a tocar pasar.

Hoy digo un hasta luego, sin siquiera poder despedirme de ella debido a la cuarentena por la que el Mundo entero está pasando.

Y desde hoy voy a encargarme de que la persona que más ha creído en mí y la que más orgullosa se ha sentido de mí, siga estándolo, y vea en la mujer en la que me estoy convirtiendo día a día, gracias a ella.

Por y para Mercedes Escudero Esteban, de su querida Clau, con amor....












Modo Incertidumbre: ON

Muy buenas,
     Hoy, día en el que comenzamos las ansiadas y más que merecidas vacaciones...
¡BRAVO CHICOS!
     Queremos comenzar a compartir con vosotros algunas cosillas que, de vosotros mismos, nos han ido llegando y que creemos que deben ser compartidas con todos, porque así también lo han querido vuestros/as compañeros/as.
      Hoy os compartimos la carta que os dedica una antigua compañera que hace poquitos años terminó en el colegio, para continuar con su formación universitaria haciendo realidad su vocación.

Buenos días,
¿Cómo estás? Supongo que saturado/a, con alguna discusión sin cerrar con alguien de tu familia. Tal vez estés preocupado/a, con incertidumbre sobre qué va a pasar ahora… ¿Hasta cuándo tendremos que ir al colegio? ¿Y ahora qué pasará con los exámenes? ¿Tendremos vacaciones? 
Si te sirve de consuelo, yo estoy igual. Todos estamos igual. Modo incertidumbre: ON
Lo primero de todo, me presento. Me llamo Teresa y estuve hace unos años en vuestro colegio. Ya he acabado la carrera y ahora estoy trabajando junto con la gente que más lo necesita en el hospital.  
Desde que se estableció el estado de alarma, empecé a hacerme un montón de preguntas, y al final, todas desembocaban en una: ¿Dónde está Dios en todo esto? Sabemos que Dios siempre nos acompaña y obviamente no vamos a decir que Él tiene la culpa de esta situación (por dios, no pensemos como en el siglo XIII), así que en algún sitio tiene que estar. Y tras mucho reflexionar me he dado cuenta de que Él está justo en tu incertidumbre. Es decir, (no quiero que suene grandioso ni pomposo) Dios te acompaña en todas tus dudas y te dice que confíes en Él, que al final las cosas saldrán bien (¡OJO! Que las cosas salgan bien no significa que salgan como tú esperas que salgan o como tenías planeadas...).
Yo, por la situación que estoy viviendo ahora, te lo voy a confesar: tengo miedo. ¡YO NO PLANEABA ESTA SITUACIÓN! ¿Yo en una UCI? ¡EN LA VIDA SE ME HUBIERA OCURRIDO TRABAJAR AHÍ! Pero allí estoy. Y sé que, cada día que entro por esa puerta, Jesús está conmigo, sujetando ese miedo que tengo para que no me haga caer al suelo. Él no me dará sabiduría-eso lo tendré que desarrollar yo repasando todo lo que estudié en la universidad. Él no va a evitar que me equivoque en algo- tendré que ser yo la que ponga cabeza y me concentre en lo que estoy haciendo. Pero Él va a estar siempre ahí.
Y fíjate, yo no soy la primera persona que ha sentido esto (ella, que se cree importante). Seguro que le conoces. Es un sacerdote que vivió en Italia e hizo mucho por los jóvenes que no tenían una formación y malvivían en sus casas o en la calle: Juan Bosco. ¡No sé si sabes que a él también le tocó vivir una epidemia! Pero esta vez era de cólera. En esa época, el cólera se llevó por delante a muchísima gente en Italia y Don Bosco, como es normal, se encargó de que sus muchachos no tuvieran la enfermedad. ¿Y qué piensas que les dijo que hicieran? (aparte de lavarse las manos y tener mucho cuidado con las comidas y el agua)? ¡QUE REZARAN A LA VIRGEN! ¿Y qué crees que pasó al final…? Pues que ninguno de sus muchachos cayó enfermo. 
Seguramente Don Bosco estuviera muy preocupado por la situación que azotaba al país, pero él quería tanto a sus muchachos que les enseñó lo mejor que sabía hacer: confiar en Dios. Don Bosco tuvo muchos impedimentos, al principio, para crear el Oratorio y la congregación salesiana. Había mucha gente que iba en contra de él (por ser cura, nada nuevo) y siempre confió en María Auxiliadora, porque sabía que todo iba a salir bien (como te he dicho al principio).
Te invito a que en estos días, si en algún momento te vuelve el pensamiento de incertidumbre, mires la imagen de María Auxiliadora y solamente le pidas que te ayude a confiar en Dios, porque ahora mismo, nadie tiene asegurado nada y, si algo nos está enseñando el Coronavirus…, es que somos un poco egocéntricos, ¿no? (yo incluida).
¡Muchas gracias por leerme hasta aquí! Espero que mis palabras te sirvan de algo, aunque sea para pensar en tu vida y en qué o en quiénes confías en el día a día.
Un choque de codos bien fuerte.
Teresa Ramos.

El hombre en busca de sentido

Viktor Frankl, fue un neurólogo, psiquiatra y filósofo austríaco, fundador de la logoterapia y análisis existencial. Sobrevivió desde 1942 hasta 1945 en varios campos de concentración nazis, incluidos Auschwitz y Dachau. A partir de esa experiencia, escribió el libro best seller El hombre en busca de sentido. En el libro describe las conclusiones extraídas tras sus experiencias, de él quisiera destacar tres frases que creo que son inspiradoras para nuestra situación actual.

El que tiene un porqué para vivir, puede soportar casi cualquier cómo.

A un hombre le pueden robar todo, menos una cosa, la última de las libertades del ser humano, la elección de su propia actitud ante cualquier tipo de circunstancias, la elección del propio camino.

El amor es la meta última y más alta a que puede aspirar el hombre.

Os invito a que la releáis e incluso que las copies en algún sitio visible si os sirven de inspiración para estos días.

Un saludo y mucho ánimo.

#YoMeQuedoEnCasa

El Poder de la Música

Don Bosco llega a decir que:


"Una casa salesiana sin música es como un cuerpo sin alma"


La música nos acompaña siempre, desde ese primer momento en el que nuestro corazón empieza a latir rítmicamente, para luego comenzar a escuchar la melódica voz de nuestras madres, nuestros familiares, la música del ambiente... Y es que, si lo pensamos bien, ¡la música siempre está ahí!. Cuando celebramos la amistad, el amor, la eucaristía, las bienvenidas, las despedidas,... cuando queremos que salir... huir, cuando queremos entrar en nosotros... "estar solos", cuando estamos alegres.. compartiendo, cuando estamos tristes... llorando,... siempre está con nosotros.

Don Bosco esto lo tenía muy claro y por ello le otorgaba una gran importancia, lo consideraba un elemento educativo de primer orden. Desde los inicios, en el oratorio, se preocupa porque se organizasen grupos musicales, bandas de música, coros, obras musicales,... tenía el convencimiento de la saludable eficacia que la música atribuía sobre el corazón y la imaginación de los jóvenes.

Bien, pues he conseguido que Don Bosco haga un viaje en el tiempo, y os quiere decir unas palabras sobre el poder de la música. Te invito a que te relajes, o te pongas en situación de poder relajarte (que sé que has aprendido en las sesiones de interioridad) y escuches lo que te quiere decir.




Resultado de imagen de don bosco y la musica



Invitación a la Oración y Reflexión



Buenos días,

Hoy queremos compartir dos iniciativas que nos llegan desde la inspectoría




Decía Don Bosco «Si queréis obtener gracias de la Santa Virgen haced una novena». y haciendo caso a sus palabras, se lanza esta novena a María Auxiliadora, como la Virgen de los tiempos difíciles, como la llamaba Don Bosco.


Se tratan de una infografías con una invitación a rezar a través de la lectura de un breve episodio de la biografía de personas cuya vida ha sido ejemplar destacando su valentía y generosidad en momentos difíciles. Se acompaña de una pregunta que llama a la reflexión y una oración a María Auxiliadora, pidiendo su ayuda e invitando a la solidaridad y a la confianza en estos momentos especiales.





Nosotros, desde la fe, creemos en la poderosa fuerza de la oración, en la Iglesia en comunión, en los lazos invisibles de la fraternidad que a todos nos une. De ahí nace esta iniciativa de oración diaria, poniendo en nuestra plegaria una intención concreta que nos haga salir de nosotros mismos, nos invite a mirar al cielo y a pedir por quienes están viviendo esta situación con una mayor dosis de incertidumbre y dificultad.

La Iglesia necesita imperiosamente el pulmón de la oración, por eso te pedimos que te unas a esta cadena y que la difundas para hacer llegar a una sola voz nuestra oración, porque juntos somos más fuertes, porque hacerlo juntos nos hace sentir más hermanos.

Haced lo que Él os diga


María nos dice:
“Haced lo que Él os diga” 

Estas palabras (Jn 2,5) evocan el lema de nuestro curso "Abre los ojos, hazlo posible". Al igual que hicieron los discípulos cuando se dirigió a ellos, escuchemos y confiemos en María, la Auxiliadora. 


Don Bosco cuando tenía nueve años soñó con Nuestro Señor y con la Virgen María,


Él describe así su sueño: "En aquel momento vi junto a Nuestro Señor a una Señora de aspecto majestuoso, vestida con un manto que resplandecía por todas partes, como si cada uno de sus puntos fuera una estrella refulgente. La cual, viéndome cada vez más desconcertado en mis preguntas y respuestas, me indicó que me acercase a ella, y tomándome bondadosamente de la mano…” 

La narración continúa con la misión fundacional que María encomienda a Don Bosco, de transformar a los jóvenes difíciles en buenos cristianos y honrados ciudadanos. Este fue el primero de los 159 sueños proféticos que San Juan Bosco tuvo a lo largo de su vida, marcando el inicio de la Obra Salesiana. 

María Auxiliadora es la patrona de la congregación salesiana, de China y de la evangelización en toda Asia, y bajo su advocación se han producido grandes milagros: protección de accidentes, curación de enfermos, conversiones… Incluso el triunfo en la batalla de Lepanto fue dedicado a Ella en 1571. 

«Todo lo ha hecho Ella» o «No he sido yo, ha sido la Virgen Auxiliadora quien te ha salvado» eran frases que San Juan Bosco solía repetir.
Resultado de imagen de haced lo que el os diga
Agradezcámosle a María la protección que nos brida en la crisis actual, y dediquémonos en cuerpo y alma a la tarea encomendada: “Haced lo que él os diga”. Jn 2,5 ¡Sed fieles testigos de Cristo y del Evangelio en medio de las necesidades de los hermanos más necesitados! Como siempre ha sucedido a lo largo de la Historia, si tenemos fe en María Auxiliadora, ella nos ayudará a realizar nuestros sueños y desafíos.

“María Auxiliadora, rogad por nosotros”.




Reflexión elaborada por Ricardo Esteban.

La alegría de nuestros niños

Decía don Bosco:
Mi mayor satisfacción es verte alegre
Las profesoras de infantil han coordinado la preparación de este vídeo con la colaboración de los más pequeños del cole. Que sus caras alegres nos llenen de satisfacción en estos días. Mantener la alegría y la esperanza es tarea de todos. Ánimo.